La otra realidad - Vicenç Villatoro


Cuando Ana Perpinyà construye sus cuadros de belleza inquietante y brumosa ,está haciendo en el sentido más pleno de la palabra arte contemporáneo.Es decir,una pintura que nace del presente y que da respuestas a las preguntas de nuestro tiempo.Las preguntas sobre el arte, es decir ,sobre la vida.Ana Perpinyà pinta la realidad.Pero la suya no es una realidad obvia, fotográfica, notarial. La suya es una realidad oculta,construida.Es una realidad inventada,pero no por ello falsa. Podríamos decir-y no seria cierto-que es una realidad que no se ve. Y no seria cierto porque precisamente son las imágenes de Ana Perpinyà las que la hacen visible. Retratos del alma. Paisajes del alma.Como si la extraña emulsión de sus telas pudiese recoger una realidad interior fragmentada y difusa, onírica.
 
 
Y esto es precisamente el arte contemporáneo. Probablemente los dos grandes temas del arte contemporáneo son la relación con la belleza y la relación con la realidad.En un hermanamiento abusivo de los términos, pintura figurativa se ha confundido con pintura realista. Y pintura realista con pintura anclada en la realidad visible,estricta reproducción encuadrada de lo que nuestros ojos pueden ver.Ana Perpinyà da respuestas distintas y personales a estas dos preguntas. ¿Relación con la realidad? Si,pero con otra realidad.Hecha de retales, de fragmentos, de superposiciones y transparencias,sobre espacios en los que no se distinguir entre lo cercano y lo lejano. ¿Relación con la belleza?Estas imágenes inquietantes ,estas imágenes de dentro-los surrealistas les llamarían imágenes del inconsciente o del subconsciente-son imágenes bellas.Que reconocemos aunque no hayamos visto nunca con nuestros propios ojos. Porque tal vez las hemos visto también de otra manera.
 
 
Las imágenes de Ana Perpinyà son contemporáneamente barrocas, y también contemporáneamente vanguardistas. La abstracción no tiene el monopolio de la contemporaneidad ni de la vanguardia. El hiper-realismo, tampoco.

La contemporaneidad y la vanguardia son fundamentalmente otras miradas sobre la realidad. Ana Perpinyà construye otra realidad para ser mirada. Con fragmentos de la realidad reconocible, pero para construir una realidad nueva. Barroca, porque le importan en el fondo las grandes metáforas del barroco: la máscara, el maquillaje, la pared, el "trompe l'oeil". Pero porque le importan también los grandes temas barrocos, contenidos por estas metáforas: la soledad,el muro que separa, la incomunicación ,la apariencia y la verdad.Y todavía más en el fondo, el dolor y la muerte.
 
 
Un viejo aforismo decía que un artículo periodístico es un conjunto de verdades que se utilizan para contar una mentira. Por el contrario, una novela sería un conjunto de mentiras para contar una verdad. Los cuadros de Ana Perpinyà no son periodísticos ,en este sentido.Son novelísticos. Sus imágenes no nacen de lo real, pero construyen una realidad. Otra realidad.Pero en el fondo una realidad más cierta, más sólida aunque más intangible, más verdadera.
 
 
Vicenç Villatoro

 

© Ana Perpinyà / Call +34689519197 / anaperpinya@gmail.com

  • Instagram
  • Facebook Classic